Nutrición

05-09-2021

Las claves de la alimentación del gato

Las claves de la alimentación del gato


La naturaleza salvaje del gato sigue muy presente y sus exigencias nutricionales y comportamentales nos obligan a informarnos para poder ayudarlos a vivir mejor y más felices.

Todos tenemos presente que el gato es un carnívoro (estricto) pero… ¿qué implicaciones puede llegar a tener esto en su vida diaria?.  Pues muchas, y más si nosotros somos su única “fuente” de alimento.

El gato ha evolucionado cazando pequeñas presas como insectos, reptiles o algún pájaro. Al alimentarse de animales vivos nunca tuvo la necesidad de emplear ciertas rutas metabólicas para transformar unos nutrientes en otros importantes para su organismo, ya que las presas les daban todos los nutrientes que necesitaban en una forma ya aprovechable. Tampoco tiene un hábito de bebida marcado porque las presas también contienen un alto porcentaje de agua, por lo que, durante su evolución como especie originaria del desierto, no necesitó beber con la frecuencia que necesitaban otros animales (el perro regula su frecuencia de bebida en función del tipo de alimentación, mecanismo regulador que no tiene tan desarrollado el gato).

¿Y todo esto en qué se traduce?:

  1. Su dieta diaria ha de mimetizar el perfil nutricional de una presa entera, por lo que su alimento deberá cubrir ciertos requerimientos mínimos esenciales (link a las peculiaridades alimentarias), por ejemplo, de taurina y vitamina A.

 

  1. El uso exclusivo de dietas secas, tipo croquetas, no cubre sus necesidades de agua diaria, por lo que es de suma importancia fomentar el hábito de bebida para favorecer la hidratación, así como la micción.

 

  1. El menor hábito de bebida y el abuso de ciertas dietas secas comerciales mal diseñadas suponen un mayor riesgo de cristales en el sistema urinario. Los cristales urinarios pueden terminar formando urolitos o cálculos urinarios, que pueden llegar a provocar una obstrucción urinaria, poniendo en serio peligro la vida de nuestro gato.

 

 Nuestra forma de alimentarlo es una pieza clave para su salud

Como la forma de alimentar a nuestro gato es clave para su salud urinaria (link a artículo de riesgo de cálculos urinarios en gatos), te vamos a explicar la mejor manera de ayudarlo diariamente, gracias al mix feeding:

 

  • Cuanta más agua tome el gato a través de su alimento diario, más orina eliminará. Esto dificulta la acumulación de cristales en la vejiga, la formación de cálculos y el desarrollo de patologías del tracto urinario inferior.

 

  • Ofrecer alimento húmedo, aparte de croquetas, debería ser parte de la rutina diaria en nuestros gatos. Pero no es recomendable presentar el alimento húmedo mezclado con el seco, ya que podría alternar la apetencia o favorecer el crecimiento bacteriano en su comida (si no ingiere todo el alimento en el momento de ofrecérselo, quedaría seco mezclado con húmedo en su comedero y esa mezcla tiene mayor riesgo de crecimiento microbiano según pasen las horas).

 

  • Lo ideal sería que el 50% de su ingesta provenga de recetas húmedas y el 50% restante de seco. Esto se podría traducir en 2 o 3 comidas al día húmedas y el resto de alimento seco.

¿Qué necesitas saber para alimentar bien a tu gato?

A continuación, te dejamos nuestros 10 consejos favoritos para alimentar a tu gato de una manera saludable:

 

  1. Los gatos suelen alimentarse entre 10-20 veces/día. Pese a este comportamiento alimentario, no es conveniente dejar a libre disposición la comida porque podrían coger peso con facilidad.
  2. Sólo se recomienda dejar acceso libre a la comida a hembras gestantes/lactantes y a crías hasta los 6 meses de edad.
  3. Evitar fijaciones a sabores y texturas, acostumbrando desde muy temprano a la variedad (incluso durante la lactación, ya que la alimentación de la madre influenciará en los gustos de sus crías).
  4. A partir de las 3 semanas de edad puedes ofrecer alimentos comerciales a los gatitos. Recuerda que cuanto más prueben, mejor.
  5. Los gatos puedes aburrirse de comer siempre el mismo alimento. Para ayudar a incrementar el interés del gato por un alimento, en ocasiones es útil:
  • Dar pequeñas cantidades
  • Manchar pata o morro
  1. ¡Mix-feeding todos los días!.
  2. La transición a un nuevo alimento ha de ser gradual.
  3. No ofrecer latas de atún en conserva o leche, ya que ambos alimentos, pese a ser “húmedos”, pueden causarles problemas de salud.
  4. Existen alimentos prohibidos, tanto para perros como para gatos (por ejemplo, el chocolate, el café, el ajo, la cebolla, el puerro…).
  5. Los gatos no deberían ayunar, ya que el ayuno continuado puede suponer complicaciones clínicas, como un hígado graso. En caso de anorexia y falta de apetito, llevarlo al veterinario.

 

En Dingonatura somos muy conscientes del origen salvaje de los gatos y por ello, nuestras recetas Natura diet CATS han sido diseñadas bajo el sello de calidad B.A.R.P . (Biologically Appropiate Raw Profile), para asegurar que el perfil nutricional de su alimento encaja con sus necesidades nutricionales más primitivas.

Así mismo, insistimos encarecidamente en la importancia del mix-feeding para promover una hidratación constante. Para facilitarte esta labor, te recomendamos el uso de recetas de alimento húmedo específicas para gatos como Mhims, elaboradas con ingredientes naturales y con un alto contenido en agua para promover la micción.

Si quieres seguir aprendiendo sobre los gatos, cómo cuidarlos y entenderlos mejor, te recomendamos informarte sobre sus peculiaridades alimentarias (link a artículo), así como sobre su bienestar emocional (link a artículo).

 Para terminar, te dejamos una infografía que resume todo lo que necesitas saber sobre la alimentación del gato:

dingo natura Área Cliente